Informe Planeta Vivo | WWF

América Latina, región amenazada

El descenso en Latinoamérica y el Caribe es el mayor de todas las regiones, con una disminución promedio del 94% en las poblaciones de vertebrados estudiadas. La pérdida y degradación del hábitat, impulsada por la forma en que producimos alimentos, es la principal causa de la disminución de las poblaciones de especies animales y vegetales. La sobreexplotación de especies, el cambio climático y la introducción de especies invasoras son otras de las causas.

© WWF

El panorama global

La edición 2020 del Informe del Planeta Vivo, que monitorea las tendencias en la abundancia mundial de vida silvestre, detecta una disminución promedio global del 68% de las casi 21.000 poblaciones estudiadas de mamíferos, aves, anfibios, reptiles y peces entre 1970 y 2016.

El impacto humano sobre las especies y los ecosistemas está llevando al planeta hacia límites peligrosos. Es necesario un esfuerzo global por revertir la tendencia de degradación.

© WWF Colombia

¿En qué estado está el planeta?

El Informe del Planeta Vivo surgió como un esfuerzo por aportar información cuantitativa que respondiera a una pregunta: ¿Qué tan rápido está desapareciendo la naturaleza de la Tierra? Fue publicado por primera vez en 1998 y se distingue por ser un texto de gran solidez científica que muestra las tendencias en la biodiversidad y la salud del planeta. Brinda una visión general del estado del mundo natural, los impactos humanos y las posibles soluciones. El informe proporciona evidencia científica de que la actividad humana no sostenible está llevando al planeta a sus límites.

¿Y cómo restauramos la biodiversidad?

El Informe Planeta Vivo propone una hoja de ruta. El modelo “Contrarrestando la curva” proporciona una evidencia invaluable de que, si queremos tener alguna esperanza de restaurar la naturaleza para proporcionarlo que necesitan las generaciones actuales y futuras, los líderes mundiales deben, además de aumentar los esfuerzos de conservación, hacer más sostenibles nuestros sistemas alimentarios. Lo anterior implica eliminar de deforestación de las cadenas de suministro de alimentos, dado que constituye una de las principales causas de la disminución de las poblaciones de vida silvestre. Los cambios necesarios incluyen mejorar la eficiencia y sostenibilidad ecológica en la producción y el comercio de alimentos, reducir el desperdicio y favorecer dietas más apropiadas en términos de la salud ambiental y humana.

¿Por qué importa?

El deterioro de los sitios naturales y las poblaciones de vida silvestre son un indicador del enorme impacto y la presión que estamos ejerciendo sobre el Planeta, amenazando la estructura viva que nos sostiene a todos: la naturaleza y la biodiversidad. 

- Marco Lambertini, Director General de WWF Internacional.

Suscríbete

No te pierdas de nuestras campañas, cursos, noticias, fotografías, calendarios, entre otros.

 

*Campo requerido
Al hacer clic en "Suscribirse" aceptas nuestros términos y condiciones y política de privacidad
/ / ( mm / dd / yyyy )